Campos de concentración en España II (Bando Republicano)

Aunque ciertamente no eran campos de concentracion por si mismo una checa o cheka era una instalación que durante la guerra civil española utilizaban los milicianos del bando republicano —especialmente los partidos y sindicatos de izquierda para detener, interrogar, torturar y juzgar de forma sumarísima. Eran conocidas por la calle donde se encontraban, o bien por el nombre de quien las dirigía. Aparte de las que dependían directamente del Gobierno de la República —como la de checa de Bellas Artes o de Fomento, varios partidos políticos, ateneos, comités, sindicatos u organizaciones del Frente Popular disponían de una.

También pasaron por estas cárceles clandestinas numerosos disidentes de la República, desde simpatizantes del bando nacional y derechistas que disentían con cualquier idea socialista, hasta revolucionarios de izquierda que disentían con las ideas estalinistas y del PCE. Se llamaban «checas» por ser éstas las siglas del organismo de la policía política en la URSS de 1917, la Checa, cumpliendo un papel análogo en la represión política.

En total fueron unas 331, según las fuentes, si bien no funcionaron todas al mismo tiempo. Estaban ubicadas principalmente en Madrid,2 Valencia y Barcelona, muchas de ellas en pisos incautados o Iglesias. Estas son algunas:

Checas de Madrid

Sólo en Madrid fueron 225 Checas (Las Checas del Terror Pag 162)algunas fueron:

Edificio del Círculo de Bellas Artes, cuyo sótano se utilizó como checa

Artículo principal: Checa de Fomento
  • Checa de Fomento o de Bellas Artes. Situada en el sótano del Círculo de Bellas Artescalle de Alcalá 40. El 25 de octubre de 1936 se trasladó a la calle de Fomento 9. Actuaba como Comité Provincial de Investigación Pública, creado por iniciativa de Manuel Muñoz Martínez, Director General de Seguridad el 4 de agosto de 1936. Estaba formado por tres miembros de cada partido del Frente Popular, constituyendo en total un Comité directivo de treinta personas que formaban seis tribunales que tomaban decisiones de vida o muerte inapelables, sin procesos ni garantías. Si el detenido era considerado culpable se escribía en su sentencia la palabra «libertad» seguida de un punto y se le invitaba a irse a casa, pero a la salida lo esperaba un grupo de milicianos que en un automóvil lo llevaban al «paseo» y lo asesinaban. Junto a ello se realizaban numerosas torturas y robos de propiedades.
  • Checa de la Escuadrilla o Brigada del Amanecer, Checa móvil de la Dirección General de Seguridad, perteneciente a la Checa de Fomento.
  • Checa de Marqués de Riscal, ubicada en el palacio de los condes de Casa Valencia.
  • Checa de Narváez, ubicada en la calle Narváez 18 y 20. Más tarde se trasladó a la calle Jorge Juan 68.
  • Checa de San Bernardo, ubicada en la Iglesia de la calle de San Bernardo 72 y 74.
  • Checa de Ferraz, ubicada en la calle Ferraz, 16.
  • Checa del cuartel de Espartaco o Spartacus, ubicada en la calle de Santa Engracia 18.
  • Checa del Ateneo Libertario de Ventas de CNT, ubicada en el arroyo del Abroñigal, junto al puente de Ventas.
  • Checa de la estación de Atocha, ubicada en el Salón Regio de la estación de Atocha. Más tarde en la calle Príncipe de Vergara 9.
  • Checa del cinema Europa, ubicada en el cine Europa de la calle de Bravo Murillo 160.
  • Checa de Lista, ubicada en el edificio del convento de clausura de las religiosas de la Concepción Jerónima, esquina con la calle Velázquez.
  • Brigada de Investigación Criminal. Era una checa de ubicación móvil.
  • Checa comunista de la Guindalera, ubicada en un chalet llamado «El Castillo» de la calle Alonso Heredia 9.
  • Brigada de Servicios Especiales o checa del Marqués de Cubas, ubicada en un piso de la calle del Marqués de Cubas 19.
  • Checa de la Agrupación Socialista de Madrid, ubicada en la calle Fuencarral 103.
  • Linces de la República, ubicada en la Casa de Campo.
  • Checa del palacio del conde de Eleta.
  • Checa de la comisaría de Buanavista.

Checas de Valencia

Artículo principal: Checa de Santa Úrsula
  • Checa de Santa Úrsula, ubicada en el convento de Santa Úrsula, en la plaza del mismo nombre.
  • Checa de Sorní.
  • Checa de la calle del Grabador Esteve.
  • Checa del Colegio del Sagrado Corazón de Jesús, ubicada en calle de Navellos.
  • Checa de la calle de Carniceros, ubicada en el colegio de los Escolapios, en la calle Carniceros 6 de Valencia. Fue denominada «Preventorio número 1». En esta checa estuvieron algunos ciudadanos como Carlos Bosch Díaz entre el mes de septiembre a diciembre de 1938, Jefe Técnico de Aduanas en Cullera y detenido por miembros del SIM en Gandía en el mes de septiembre de 1938
  • Checa del colegio de los Escolapios de Gandía, ubicada en el edificio de la antigua universidad. Tal vez una de las checas más activas fue la que se estableció en el colegio de los Escolapios de Gandía, situada en el edificio de la antigua universidad de esta ciudad, creada por los jesuitas en el siglo XVI. Allí fue instalada en las primeras semanas de la guerra civil una checa donde eran internados «los que por su ideal político, posición económica o ideas religiosas, eran considerados enemigos de la causa roja». Al frente de ella se encontraba Roberto Espinosa Verdú, que como delegado del gobernador civil de la provincia de Valencia, desde el comienzo de la contienda actuaba como jefe. Conjuntamente con éste ejercían también la máxima autoridad los hermanos Ramón y Andrés Perelló Peiró, José María Castellá Lloret, Enrique Ballesteros Valero, Antonio Azcón Cornell, José Pedraza Lillo, Rafael Pérez Martí, Benjamín Bravo Morales, Benjamín Benedito y José Fayos. Entre los que fueron bárbaramente maltratados estaban el padre rector de los jesuitas, Tomás Sitchas; el padre Constantino Carbonell; los hermanos jesuitas Grimaltos y Gelabert; el doctor José Melís y el obrero Pascual Moreno y otros muchos que luego fueron asesinados.

Checas de Barcelona

  • Checa de la calle Zaragoza, ubicada en el antiguo convento de religiosas sanjuanistas, también llamada «Preventorio G».
  • Checa de la Tamarita.
  • Checa del Seminario.
  • Checa de San Elías en la calle del mismo nombre. También hubo en esa checa un horno crematorio de cadáveres. Anticipándose a los nazis, algunos milicianos arrancaron dientes de oro a los asesinados.4
  • Checa de Vallmajor, también conocida como «Preventorio D». Estaba ubicada en el antiguo convento de Magdalenas de la calle Vallmajor. Como todas las checas de Barcelona, dependía en un primer momento del Partido Socialista Unificado de Cataluña, y más tarde del Servicio de Información Militar (S.I.M.), adscrito al Gobierno Central, hasta octubre o noviembre de 1937. El preventorio D, y un chalet situado en la acera de enfrente, formaban la sección sexta del S.I.M.
Esta entrada fue publicada en Curiosidades, Varios y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s